¿Qué pinta tiene un motor cohete de 9 gramos?

La razón que motiva el título de esta entrada es la reducción de la carga de pago para que el acceso al espacio sea barato, fácil y repetible de manera que ir al espacio sea una cosa que se haga cada semana y por empresas, no solo por agencias espaciales. En esta línea venimos presentando el aspecto que deben tener satélites que pesen menos de 100 gramos o cohetes que pongan estos pequeños satélites en órbita y que pesen menos de 10 kilogramos.

¿Cómo logramos que un motor pueda ser tan ligero y tan pequeño sin recurrir a la nanotecnología? Nuestra propuesta es usar uno de los motores más sencillos que existen y que se llevan usando desde hace más de 50 años: la tobera convergente-divergente.

Read More